El nadador Rafael Dávila, un criollo con sueños olímpicos


El nadador de la selección nacional Rafael Dávila, que estudia Marketing y Administración de Negocios en la Universidad de Carolina del Sur, se prepara para el Sudamericano en Argentina en el que estará en juego su boleto para los Juegos Olímpicos de Tokio 2021.

“En estos momentos me estoy preparando para el sudamericano en Argentina, que es el mes que viene. Pero estamos atentos, como todo en estos tiempos de pandemia; todavía está en duda porque no sabemos si vamos a viajar, si se va a realizar la competencia”, expresó Dávila en entrevista con El Nacional.

Dávila, de 22 años de edad, comenzó a nadar cuando tenía 12 años y desde entonces ha ganado 12 medallas en competencias.

“Mi amor por la natación empezó cuando vi a mi hermana hacerlo, y lo reforzó cuando me gané mis primeras medallas. Siempre mi motivación fue mi padre, muchas personas me hablaban de él”, expresó.

Dávila, un tritón en los 800 metros

Dávila, el primer venezolano en romper la barrera de los 8:00 minutos en los 800 metros libres, habló acerca de sus primeras competencias internacionales.

“Mis primeras competencias internacionales fueron un sudamericano y un panamericano en 2015; fueron experiencias muy bonitas. Pero la mejor fue en los Juegos Bolivarianos, en donde gané tres medallas de oro y escuché el himno nacional. Siempre he tratado de marcar objetivos y trazar metas para conseguir logros para mí, mi familia y todas esas personas que han estado presente apoyándome”, contó.

Cuando marcó el récord nacional en los 800 metros en el Campeonato Estatal en Loma San Luis, México, no sabía lo que eso significaba.

“Al principio no estaba muy feliz porque no era el tiempo que yo quería, pero luego las personas comenzaron a felicitarme y me di cuenta de que era algo grande. Esa fue la recompensa de todo el esfuerzo y el trabajo invertido”, manifestó.

Migración para mejorar

El venezolano se mudó adolescente a Canadá para estudiar la secundaria.

“El cambio mayor fue cuando me fui por primera vez de Venezuela a los 15 años, que me fui a Canadá para estudiar la secundaria. Fue un cambio difícil porque dejé a mi familia, a mis amigos… pero siempre pensando en lo que quería conseguir y en lo que quería lograr”, dijo.

Y añadió: “Siempre hay personas que te ayudan, siempre hay cosas que no te gustan y cosas que te gustan, pero siempre pensando en los sueños”.

¿Cómo se preparan los nadadores?

Un nadador profesional debe tener una preparación de alta gama, por lo que implica el nivel de la competitividad en cada uno de los choques.

“Las preparaciones para un nadador como yo, que son pruebas de distancia, son de seis a ocho meses y el último mes es de descanso para la competencia”, explicó.

El criollo tiene dos años preparándose para buscar su boleto a Tokio 2021, esto debido a que el Sudamericano, igual que los Juegos Olímpicos, fueron suspendidos por causa del coronavirus, que ha ocasionado la muerte de 2.324.794 personas en el mundo.

“Desde el año pasado estaba ciento por ciento preparado, me veía en Tokio. No es algo que solo afectó a mi disciplina, sino a todos”, señaló.

Ahora tendrá la oportunidad de nadar rumbo a Asia para poder usar el tricolor y buscar el podio en el máximo certamen deportivo.

“Mi mensaje es que sueñen, que se pongan metas; pero hay que trabajar, nada se gana gratis en esta vida. Todo comienza con un sueño y con trazar metas”, señaló.

Y agregó: “Es muy bonito representar al país y escuchar el himno nacional, es muy bonito competir en unos Juegos Bolivarianos, en un Panamericano y en un Sudamericano”.

Fuente: Aguacatetv.com/Elnacional.com

0 comments on “El nadador Rafael Dávila, un criollo con sueños olímpicos

Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: